Ética en Wall Street

Estoy creando un “Frankenstein”, un producto “sin propósito, altamente conceptual y teorético, que nadie sabe como valuar”  un producto destinado a fracasar y que acabo de vender en el aeropuerto a “viudas y huérfanos” Estos son fragmentos recopilados de los correos electrónicos que escribió Fabrice Tourre (ejecutivo de Goldman Sachs) meses antes de la crisis… Seguir leyendo Ética en Wall Street

Hay cosas que Goldman no puede comprar…

Hace poco Lloyd Blankfield (director general de Goldman Sachs) dio varias declaraciones interesantes… Él es un hombre de clase trabajadora (“blue collar guy”): lo cual es irónico dado que la revista Forbes lo nombró el 18 hombre más poderoso del mundo y tiene un salario de 68 millones de dólares. Goldman Sachs es una empresa con fines sociales: esto es interesante dado que el salario promedio en su empresa es $700,000 dólares al año y los activos de su compañía llegan al trillón de dólares. Goldman Sachs hace el trabajo de Dios ya que ayuda a las empresas a generar riqueza. ¿Desde cuando el High Frequency Trading (del cual escribí hace poco) genera valor a la sociedad? Goldman generó utilidades debido a esta práctica. ¿Desde cuando ser oportunista es hacer el trabajo de Dios?